El amor a la Verdad busca el ocio santo; y la urgencia de la caridad acepta la debida ocupación.


el-amor-a-verdad-busca-ocio-santo-y-urgencia-caridad-acepta-debida-ocupación
san agustínamorbuscaociosantourgenciacaridadaceptadebidaocupaciónel amorverdad buscabusca elel ocioocio santola urgenciaurgencia dela caridadcaridad aceptaacepta lala debidadebida ocupaciónamor a lala verdad buscaverdad busca elbusca el ocioel ocio santoy la urgenciala urgencia deurgencia de lade la caridadla caridad aceptacaridad acepta laacepta la debidala debida ocupaciónel amor a laamor a la verdada la verdad buscala verdad busca elverdad busca el ociobusca el ocio santoy la urgencia dela urgencia de laurgencia de la caridadde la caridad aceptala caridad acepta lacaridad acepta la debidaacepta la debida ocupaciónel amor a la verdadamor a la verdad buscaa la verdad busca ella verdad busca el ocioverdad busca el ocio santoy la urgencia de lala urgencia de la caridadurgencia de la caridad aceptade la caridad acepta lala caridad acepta la debidacaridad acepta la debida ocupación

El que busca la verdad corre el riesgo de encontrarla. Generalmente la verdad es letal. Busca la mentira y sobrevivirás.No es malo; simplemente es. y lo que es, se acepta y se respeta; se busca.Busca la ignorancia y te encontrará, busca la verdad y a Dios conocerás.El motor del universo no es el amor sino que la energía que lo mueve todo es la Verdad. Cuando una flor se desarrolla, lo hace porque busca Su Verdad, impulsada por ella; la Verdad se convierte en su camino y en su meta. Lo que inspira y empuja a crecer a la flor es manifestar de su Verdad Máxima, por ejemplo: «yo soy una rosa». Ninguna otra cosa o circunstancia mueve, guía u orienta a la flor para ser, sólo la búsqueda de la manifestación de su Verdad.Búsqueda de la verdad es la ocupación más noble del hombre; su publicación es un deber.El ocio es el tiempo para hacer algo útil. Esta ocio de la persona diligente obtendrá el perezoso que nunca.